Hoja de ruta hacia
la libertad financiera

1. No necesitas 1 millón para alcanzar la libertad financiera

También depende del estilo de vida que quieras, si quieres una mansión en Marbella y cuatro Ferraris en la puerta quizás se quede corto ese millón, pero si lo que quieres es disfrutar el día a día, poder viajar tres o cuatro veces al año, pagar en un restaurante a final de mes sin tener que mirar la cuenta y en definitiva, vivir bien, es probable que con bastante menos de ese millón seas libre financieramente y aquí te lo muestro.

2. Comienza
cuanto antes

De los mejores consejos que te puedo dar.

Cada día que pasa dejas de ganar dinero. Y dirás, bueno el 9% de 200€ no es mucho, no pasa nada por dejarlo pasar…

200€ mensuales no te van a hacer rico mañana. Eso está claro. Aunque si no quieres estar toda tu vida con problemas financieros será mejor que empieces cuanto antes.

A su vez 100€ o 200€ al mes te permiten seguir disfrutando de tu día a día, pero con la tranquilidad y la seguridad que te genera tener un gran ahorro invertido.

Ahora verás lo que te puede generar 200€ al mes.

3. Invertir no
es para gente
con pasta

¿Tienes 100€ o 200€ mensuales? Entonces tienes un plan de inversión a largo plazo.

Esto es lo que se necesita mensualmente para tener literalmente una jubilación joven.

¿Te parece descabellado? Como puedes ver en el gráfico, son datos históricamente demostrados. Hablamos de una rentabilidad anual del 9%.

Puedes hacer tú mismo las cuentas junto a una calculadora de interés compuesto; con 200€ al mes durante 40 años al 9% anual, tu inversión total a lo largo de ese periodo de 96.000€ tendría un cero más, es decir, 959.283€, casi un millón de euros.

Esta es la magia del interés compuesto.

4. 40 años son
muchos años

Y la verdad es que sí, pero esta fórmula se puede mejorar de muchas maneras para reducirlos:

1. Aumentar la rentabilidad

Puedes aumentar tu rentabilidad. Simplemente aumentar tu rentabilidad de un 9% a un 13% nos haría llegar al millón de euros casi 10 años antes, es decir, en 30 años.

2. Aumentar la cantidad de inversión mensual

Otra forma sería aumentar el importe que quieres destinar mensualmente.

Si ahorras 400€ en vez de 200€ al mes a un 9% anual conseguirías el millón en 32 años.

3. La clave está en combinar ambas

Con 400€ al mes y una rentabilidad del 13% anual alcanzaríamos el millón en 25 años.

Es preferible que mantengas una cantidad con la que te sientas cómodo a largo plazo a que inviertas una cantidad con la que te sientas asfixiado.

Lo importante en la inversión y en los negocios es la constancia, no la motivación. Esto es una carrera de fondo, no un spring.

5. Vivir bien sin
tener 1 millón

Una regla básica para que tu capital se mantenga e incluso siga creciendo mientras disfrutas del dinero, es sacar un 4% anual del capital total invertido. Es decir, si quisieses vivir con 20.000€ al año sin trabajar necesitarías 500.000€ invertidos y aplicando la fórmula del interés compuesto lo obtendrías en tan solo 20 años.

Sacando ese 4% anual y sin invertir más dinero nuestro capital invertido seguiría creciendo año tras año.

“Y tu capital seguiría creciendo”

La clave está aquí, esto es como una bola de nieve que no deja de crecer, aumenta su tamaño poco a poco, pero conforme pasa el tiempo se va haciendo un auténtico monstruo.

Esta es la magia del interés compuesto y la principal razón por la que tienes que empezar cuanto antes.

6. ¿Qué activos
me dan esas
rentabilidades?

EFTs

¿Lo bueno? No necesitas conocimientos, compras mensualmente uno o varios ETFs y te olvidas del mundo. ¿Lo no tan bueno? Es posible que no te conformes con esa rentabilidad.

Si tu intención es generar un porcentaje más alto debes aprender a gestionar tu propia cartera de acciones, ya que sin duda, es el activo más rentable que existe.

Acciones

¿Lo bueno? Si lo logras, tu dinero crecerá mucho más rápido. ¿Lo no tan bueno? No es para todo el mundo, requiere tiempo y aprendizaje.

Esta es la realidad.

Si le vas a echar ganas, Tu primera acción bursátil es el puente para aprender a invertir en acciones desde cero, poder conseguir rentabilidades de doble dígito con tu cartera de acciones y por supuesto, llegar a tener una jubilación joven.

Ambas inversiones son muy buenas y tienen su público, yo tengo ambas, puedes verlo en mi cartera de inversión.

Como siempre, yo te lo pongo en bandeja pero tú te sirves.

7. El banco
me asesora

Aléjate de esta gente… CUANTO ANTES.

De verdad, sé que es complicado, pero esta gente lo único que busca es ganar dinero encasquetando fondos basura a la gente.

El otro día, al terminar el pádel, me quedé hablando con un señor de 63 años que jugaba bastante bien, después de una conversación sobre sus negocios me dijo que durante 20 años invirtiendo en fondos de inversión de un conocido banco español había obtenido tan solo un 20% en total y lo peor es que se alegraba.

Lo llegué a entender. Con esta gente si no pierdes dinero es motivo de celebración.

Pero joder, siguiendo una estrategia de inversión sencilla y sobre todo, mucho más fiable que lo que ofrece un banco (como por ejemplo un ETF de las 500 empresas más importantes de EEUU), su rentabilidad en estos 20 años sería superior al 300%.

Cada uno toma sus propias decisiones.

Te puedo acompañar personalmente, mi tiempo es limitado, el primer filtro para poder acceder a mi calendario es estar en la Lista Privada del Éxito.

8. Prefiero invertir
en otras cosas

Genial, recuerda que lo que realmente te puede hacer rico en “poco tiempo” (si tienes éxito) es un negocio.

La «inversión en ETFs», es tan solo un método de ahorro, en mi opinión obligatorio para todo el que quiera asegurar su futuro.

Tan solo eso, un método de ahorro que, con una visión a largo plazo, ofrece unas rentabilidades increíbles para cualquier persona.

Tengas tu negocio o tengas un trabajo, esta es la mejor forma de sacarle rentabilidad a tus ahorros sin dedicar mucho tiempo (5 minutos al mes).

9. Mi mentalidad
de inversión
(te servirá)

La pensión que buscas no te la dará el estado (al margen de ideologías). Yo no tendré pensión, lo tengo claro, por eso me busco la vida. Además… llámame loco, pero tampoco me quiero jubilar a los 70 años.

Suena loco cuando lo digo: En el caso de que todo lo que hago fracase (principalmente emprendimientos y otras inversiones), estaré más que jubilado, sí o sí, a los 40 años.

Y repito, en el caso de que TODO lo demás fracase.

Y esta seguridad la consigo gracias a los ETFs que poseo en combinación con los conocimientos que me permiten tener mi cartera de acciones.

Por supuesto, espero que algo más de sus frutos… Y te deseo lo mismo.

Un abrazo inversor.

Te interesa:

Mi cartera
de inversión

Transparencia absoluta, inspírate con mis inversiones.

Los 15 activos más rentables

Los activos más rentables para generar ingresos pasivos.

Kit del
éxito

Empieza a mejorar tus finanzas.

El éxito está más cerca de lo que piensas

Solo necesitas esfuerzo y un plan claro y conciso

Accede para recibir el Kit de Iniciación del Éxito

Te interesa

Aprender a invertir a largo plazo a parte de dinero da: