Crear un negocio

Invertir en crear mi propio negocio

Guía paso a paso para crear un negocio desde cero | La inversión con la que realmente conseguirás la libertad financiera

Crear tu propio negocio y lograr el éxito es lo que te hará ganar dinero de verdad, pero es muy probable que no sepas por dónde empezar, los pasos que debes seguir y en resumidas cuentas todo lo que necesitas saber para crear tu propia empresa.

Pues bien, hemos creado este artículo para responder a todas tus dudas sobre la creación de negocios, seguro que te aporta mucho valor.

Los 13 pasos para iniciar un negocio o empresa propia con éxito

Después de varios emprendimientos y de charlar con muchas personas con negocios he ido recopilando una serie de pasos que siempre hay que seguir para crear un negocio de la nada. A lo largo del artículo conceremos varios consejos pero empezaremos por aquí:

Desde encontrar y validar tu idea para hacer dinero, hasta descubrir tu estrategia de envío, para finalmente lanzar tu producto o servicio.

1. Se productivo en tus tiempos libres

Lo primero que debes saber es que no tienes que dejar tu trabajo para fundar una empresa que no sabes si irá bien o si irá mal.

Recuerda que si solo tienes una fuente de ingresos para cubrir tus gastos no puedes cortar el grifo de repente.

Por lo tanto, compagina tu trabajo actual con las tareas requeridas por tu negocio. Cuando veas que tu idea de negocio es rentable y te empieza a dar una fuente de ingresos recurrente será hora de dar el paso y dejar ese trabajo.

Eso sí, es complicado. Cuando llegas del trabajo estás cansado y lo menos que quieres es ponerte a trabajar en otra cosa, pero la realidad amigo, es que empredender no es fácil.

Dedica findes y una o dos horas entre semana, poco a poco irás creando las bases y te motivará a estar cada vez más horas en tu idea de negocio.

2. Identifica una idea de negocio

Hoy en día hay miles de ideas de negocio, muchas de ellas están muy explotadas y la realidad es que no funcionan o los costes de entrar en estos momentos son muy altos.

Debes tener personalidad, puedes crear algo nuevo o tan solo mejorar un producto o servicio que ya exista

Puedes identificar un producto para vender con las siguientes estrategias:

  • Pregúntate qué es lo que te gusta: No es necesarios que un producto te guste para ganar dinero con él, sin embargo ayuda mucho que seas un consumidor recurrente, ya que conocerás el sector, serás un tipo de perfil que demanda el servicio y te será más sencillo testear el producto y empezar a recibir opiniones.
  • Investiga los productos que ya existen: Antes de escoger el producto deberás ver si la demanda está cubierta de forma correcta o si por el contrario tienes un hueco en él.
  • Caza las tendencias: Si crees que un producto que ya es demandado va a tener un boom los próximos años o va a seguir creciendo es muy buena señal, si estás en lo cierto es muy probable que tengas éxito.

Por ejemplo, personalmente me gusta el pádel y conozco a bastantes personas del mundillo, además hace unos días identifiqué una zona en la que podría haber potenciales jugadores pero todavía no existe ningún club en los alrededores.

Como ves la idea de negocio de montar unas pistas de pádel en ese lugar cumple con todo lo que hemos dicho anteriormente, un deporte que me gusta, con una carencia en la oferta y en tendencia.

Lo importante es empezar con una idea, como mínimo comenzarás a adquirir la experiencia y la práctica necesaria que todo emprendedor necesita.

3. Valida tu idea de negocio

Mcuha gente se pasa varios meses e incluso años creando el plan de negocio, asentando todas las bases de su producto y cuando salen a mercado se dan cuenta de que no cubrían ninguna necesidad y que por lo tanto no venden.

A las pocas semanas de poner una idea de negocio sobre la mesa debes validarla, tienes que saber quiénes están dispuestos a comprarla.

Cuando hablamos de validar, nos referimos a que vendas el producto a gente desconocida sin invertir mucho tiempo o dinero y sí, cualquier producto se puede vender sin tenerlo.

Por ejemplo, en el caso anterior de las pistas de pádel, para validar la idea podría ir casa por casa a las urbanizaciones de aldedor y decirles:

«Vamos a abrir un nuevo club de pádel para que todos los jugadores podáis competir cerca de casa y no os tengais que ir hasta el quinto pino, en pocos meses las abriremos y lo celebraremos con un torneo de inaguración, nos quedan pocas plazas, ¿te gustaría apuntarte con tu pareja por 12€?».

En tan solo 2 días casa por casa, sabrás si es buena idea poner una pista de pádel en ese lugar, lo normal es que si realmente había una oportunidad de negcoio en el mercado consigas cubrir las plazas del torneo, (recuerda que el torneo en estos momentos es ficticio, tu trabajo no era cubrir las plazas del torneo, era saber si existían clientes dispuesto a pagar por mi servicio, por lo que si te pusiste el objetivo de preguntar a las viviendas de 10 urbanizaciones, continua hasta terminar).

Con tan solo esto ya habrás empezado a facturar sin ni siquiera tener nada montado y además ya tendrás el contacto de clientes potenciales para futuros eventos.

Si por el contrario me recorro las 10 urbanizaciones y solo consigo dos ventas, puede ser por dos cosas:

1º No soy buen vendedor y necesito urgentemente aprender esta habilidad.

2º Mi idea de negocio no vale nada.

📝 Por cierto, hoy en día el marketing digital puede ahorrarte mucho tiempo y esfuerzo. Puedes testear un producto que sacarás en unos meses mediante por ejemplo una landing page y una campaña en redes sociales de 200€ – 300€. Hay infinidad de métodos, aunque el salir a la calle en persona e interactuar con tus clientes directamente te dará mucha información sobre lo que realmente demandan y además mejorarás tus capacidades de venta.

💡 Más adelante veremos algunos consejos que harán que no pierdas más el tiempo en ideas de negocio que no funcionan, pero aquí va la primera: Al contrario de lo que la gente piensa, una idea por sí sola no vale absolutamente nada, no la escondas, muéstrala al mundo para recibir feedback, si crees que es muy innovadora seguro que podrás hacer encuestas para saber qué demanda tu cliente y venderle algo similar sin desvelar la nueva tecnología. Lo que importan no es la idea, lo que importa es la persona que está detrás, pues es la que hará que tenga éxito o no.

4. Encuentra un nombre comercial

Mientras vayas dando los pasos en la creación de tu negocio es importante que vayas pensando cuál será la marca.

No te detengas mucho aquí, lo importante es crear el negocio y comprobar si es rentable, el nombre realmente es algo secundario y que puedes cambiar con el tiempo, sin embargo a medio y largo plazo es importante que tu actividad empresarial cuente con un nombre y un logo atractivo y que estén en uso en la industria.

✅ Un buen nombre para tu marca tiene las siguientes características:

  • Sencillo y fácil de pronunciar: Evita nombres largos y con una difícil pronunciación, de esta forma la gente lo recordará mejor.
  • No copies el nombre de otros: Asegurate de que no haya nadie usando esa marca y sobre todo que no esté registrada, para esto es posible que debas visitar la página web de patentes y marcas o consultar con con un experto en la materia.
  • Evita los nombre similares: No quieres ser la marca blanca de tu principal competidor, quieres estar en el podio de la industria, por lo que tu nombre no puede ser una versión de otro. Crea una marca que realmente destaque.
  • Asesorate: Si no se te ocurre nada que tenga gancho consulta con una agencia de branding o incluso con un artista especializado.

5. Haz un plan de negocios

Esto es algo que muchos emprendedores se saltan y realmente es la pieza clave de tu emprendimiento. Son los cimientos del negocio.

Sentarte a escribir y modelar tu idea de negocio puede hacer que pienses en cosas que nisiquiera se te habían pasado por la cabeza, como por ejemplo un mercado muy colapsado de competidores, poco margen de beneficio, una forma de monetización diferente, etc.

Cuando empieces tu idea de negocio harás cosas muy diferentes al plan que realizaste porque tu idea se irá modelando y enfrentándose con la realidad, pero la realidad es que la planificación te ha hecho poner en contexto todo y aunque no lo creas cada vez que tomes una decisión lo tendrás presente.

Es muy importante que planifiques, si tienes un negocio rentable deberías saber cuánto vas a ganar el próximo año e ir ajustando las métricas para seguir creciendo de forma estratégica, esto solo se consigue con planificación.

Una frase muy famosa de uno de los expresidentes de los Estados Unidos Dwight D.Eishenhower decía:

»Un plan no es nada, pero la planificación lo es todo». Dwight D.Eishenhower

Plantillas para planificar tu idea de negocio:

Encuentra a tu público objetivo

Una de las claves de tu plan de negocio y el lo que girará el futuro desarrollo de producto es conocer al detalle quién será tu cliente ideal, es decir el «Buyer person».

Para ello es importante que los identifiques y que salgas a la calle para realizarles una serie de entrevistas que te sirvan para saber más sobre ellos.

En internet existe cantidad de plantillas para realizar esta tarea obligatoria al crear un negocio te compartimos la que hemos creado y la que utilzamos nosotros después de haber estudiado todas ellas:

6. Estudia las finanzas del negocio

Tu objetivo es ganar dinero por lo que tener conocimientos básicos de finanzas es indispensable para poder saber si tu negocio será rentable o no.

Debes saber cuál es la inversión que requiere tu negocio, las existencias que deberás tener, si necesitarás financiación, cuánto te costarán las mercancias, etc.

Para saber si ganarás dinero con el negocio a primera vista, debes saber si tiene sentido financieramente hablando el modelo de negocio. Es posible que una idea sea muy buena pero no sea rentable económicamente hablando.

Conozco a varias emprendedores que después de dedicar varios años a su modelo de negocio se han dado cuenta de que realmente no era rentable y era una continua salida de dinero.

Se podrían haber ahorrado todo ese tiempo con tan solo una pequeña investigación del mercado, creando los balances financieros y realizando las proyecciones futuras.

Esto se puede realizar de forma muy sencilla con plantillas de proyecciones financieras, donde introduciendo los datos requeridos averiguarás rapidamente si será rentable o no. Para esto hemos creado una plantilla súper optimizada, suscríbete a nuestro medio financiero para recibirla gratis.

Capital inicial

No lo hemos mencionado mucho, pero es importante saber el capital del que dispones para invertir en el negocio.

Conocer esto junto al plan financiero y al plan de empresa nos dirá si necesitamos conseguir financiación o si disponemos del dinero suficiento para comenzar la actividad.

Recuerda que si tu negocio funciona correctamente tarde o temprano deberás recurrir a la deuda para potenciar tu negocio o quizás tengas una alta aversión a esta herramienta y nunca decidas usarla.

Financiación del negocio

Existen muchos métodos de financiación externa, recuerda que en vez de crear tu propio negocio también puedes invertir en un negocio ya creado como Apple, Amazon o Google mediante la inversión en acciones o también puedes invertir en startup de nueva creación como Airbnb o Uber como Business Angel, puedes consultar nuestras guías haciendo clic en los enlaces.

Entre todas vías de financiación nos encontramos con las siguientes:

  • Business Angels: Inversores pequeños con capital para invertir en startups y apoyar con sus conocimientos tanto al empresario y la actividad como al sector en general. Suelen tener ticket pequeños, es decir para rondas de financiación de menos de 1 millón de euros.
  • Venture Capital: Estructura de capital que se dedica a la financiación de empresas a cambio de una participación en ellas. Invierten en muchas con las esperanza de que alguna vaya bien, eso sí todas cumplen con unos requisitos bastante meticulosos. Los ticket de estas corporaciones suelen estar por encima de los 400 mil euros.
  • Crowdfunding: Muy interesante para productos digitales o para artistas, se trata de poner tu idea en una página de crowfunding y esperar que las personas te ayuden con ello a cambio de algo que les hayas prometido.
  • Aceleradoras: Súper interesantes al inicio, sobre todo en negocios tecnológicos. Se trata de lugares donde emprendedores e inversores se reunen para realizar su actividad de forma individual y a su vez, para crear un ecosistema empresarial y unas redes de contactos.
  • Subvenciones gubernamentales: Ayudas del gobierno, pueden ser pequeñas cantidades pero en los inicios ayudan mucho.
  • Créditos bancarios: Pedir deuda a diferentes entes financieros.

En nuestro post de cómo invertir en startups también descubrirás en todo lo que se fija un inversor para invertir en un negocio de nueva creación, por lo que sería interesante que le echases un ojo.

Errores que debes evitar al elaborar un plan de inversión inicial

Elaborar el plan de inversión incial es de suma importancia, pero al hacerlo es posible que cometas alguno de los siguientes errores:

  • No investigar el mercado: Debes conocer al detalle cómo funciona el sector en el que te vas a introducir, desde el comportamiento de los clientes hasta la competencia actual y sus métricas.
  • No considerar todos y cada uno de los gastos: Ten en cuenta absolutamente todo, no des por hecho nada y sobre todo, ten un margen de error o de imprevistos.
  • No tener en cuenta la financiación:
  • No tener previsto un presupuesto para gastos extra: Este es el presupuesto extra para imprevistos que debes tener, recuerda que la mayor causa de cierre de negocios es la falta de presupuesto por lo que contabilizar esto puede ser lo que haga que tu negocio acabe teniendo éxito.

7. Desarrolla o encuentra tu producto o servicio

Si ya comprendes el sector, has puesto sobre la mesa todo lo necesario y sabes que hay agua en la piscina es hora de lanzarse.

Es hora de iniciar la empresa, para ello deberás:

  • Crear el producto o servicio adecuado: Para los potenciales clientes de tu negocio deberás diseñar un producto que se adapte totalmente a ellos, ataca a sus problemas y a sus carencias. Es posible que tan solo quieras facilitar un producto que ya existe en el mercado siendo un intermediario, para este caso ofrece el mejor servicio que pueda esperar.
  • Personaliza el producto: Una vez diseñado es hora de darle la diferenciación de tu marca, personalizalo con el estilo de la empresa y unos valores con los que el cliente se debe sentir identificado.

Conforme desarrolles el producto y vayas teniendo ventas y feedback es posible que quieras realizar cambios continuos en él. Hazlos sin miedo, mientras más sirvas a tu cliente potencial, mejor lo estarás haciendo.

8. Investiga las licencias y regulaciones requeridas

Si no quieres tener problemas legales es importante que te informes de las licencias que tienes que tener para empezar a vender tu producto o servicio.

Por ejemplo, si querías montar un club deportivo es posible que la ley te exija salida de emerjencia, baños, vestuarios, extintores, botiquín, etc. Si en vez de un club fuese una discoteca te harían falta algunas licencias de apertura nocturna y de consumo de alcohol después de determinada hora…

Como ves, puede ser que tu negocio necesite cumplir con determinados requisitos, es importante estar informado de ello y llevarlos a cabo, de lo contrario podrás incurrir en grandes multas y ya sabes lo implacable que es el estado con estas cosas.

De nuevo la asesoría legal es vital es este punto.

9. Elige una estructura empresarial

Ya tenemos un plan bien estructurado, un producto con clientes dispuestos a comprarlo y una marca con gancho, es hora de empezar la actividad.

Escoger la estructura empresarial que tendrá tu negocio es clave a la hora de vender a tus clientes y a la hora de tributar los impuestos.

Para este punto deberás asesorarte bien qué es lo que más te conviene.

En España existen puntos de ayuda al emprendimiento, desde aceleradoras que seguro te asesorarán sin problemas hasta asociaciones gubernamentales que te acompañarán en el proceso. Eso sí, si lo que realmente quieres es tributar lo menos posible dentro del marco legal, quizás sea interesante asesorarte mediante un especialista legal.

En la mayoría de países existen puntos de ayuda empresarial, si no la contratación de un asesor fiscal que te acompañe en el proceso puede ser una de las mejores inversiones iniciales.

10. Sube la persiana y haz el lanzamiento de producto

Constituida la empresa, es hora de centrarte en el marketing para hacer tu primera venta en el mundo real.

Para esto debes crear otro plan que o bien lo hayas realizado junto al plan de empresa o lo realices ahora, se trata del Go To Market: el lanzamiento del producto o servicio.

Por supuesto el marketing es lo más importante para vender un producto, sino tan solo serás una casa en un desierto solitario. La gente debe conocer tu producto y para ello debes destinar gran parte de la inversión y del tiempo al marketing.

Los siguientes consejos te serán extremadamente útiles:

Comienza un negocio e impacta

1. Crea una estrategia de marketing

En el plan de negocio definimos dónde se encuentra nuestro público objetivo, es decir cuál es nuestro target y quién es nuestro buyer person. Ahora debemos de centrarnos en cómo llegaremos hasta ellos, a través de qué canales y con la comunicación correcta.

Cada lanzamiento es diferente, no es lo mismo un videojuego a un campo de golf, pero algo básico es lo siguiente:

  • Aprovecha tu red de contactos: Todos los medios donde puedas promocionar tu emprendimiento de forma gratuita son bienvenidos, pero lo mejor será que te centres en aquellos contactos que tengan relación con el sector al que quieres entrar. De poco te servirá compartir las entradas a una discoteca en un grupo del inserso.
  • Ofrece descuentos o ventajas iniciales: Fideliza a tus primeros clientes y muestrale tu gratitud por ser los primeros en confiar en ti, esto además hará que tu producto se comparta de forma masiva (si la oferta es buena).
  • Realiza anuncios de pago. Una empresa necesita dedicar sí o sí un presupuesto al marketing, si no cuantas con ello es muy probable que tu negocio no tenga mucho recorrido. Debes estudiar a tu cliente y conocer en qué plataformas digitales se encuentra o incluso en qué lugares a pie de calle, esto te servirá para centrar tu esfuerzos de marketing en un sitio u otro. Contrata microinfluencers del sector, publicita tu página web mediante campañas de Google Ads, promociona las páginas de venta directa en RRSS, etc.

Conforme vayas teniendo recorrido irás cogiendo más experiencia en el mundo empresarial y poco a poco optimizarás mejor los recursos para marketing.

Al principio es probable que lo mejor sea externalizar este proceso con una agencia de marketing, el problema es que hoy en día muchas de ellas son vendehumos y no tienen mucha más idea que tú para lanzar campañas exitosas, encontrar con la buena puede ser un golpe de suerte o un berdadero quebradero de cabeza.

2. Ten una correcta atención al cliente

La atención al cliente es clave en un negocio, pues de ello dependerá que los clientes actuales recomienden el producto y vuelvan a confiar en nosotros o que se vayan directos a la competencia.

Responde a las quejas y planifica un proceso para esta actividad.

Deja siempre un buen sabor de boca en tu cliente.

3. Ten en cuenta la formación

Por último, ten encuenta que cuando empieces con un negocio descubrirás que tienes que saber de todo: marketing, contabilidad, legislación, producto, recursos humanos, logística, proveedores y un largo etc. Por esta razón debes formarte continuamente y no dejar de aprender.

Lo mismo sucede cuando creces y empiezas a contratar, tus empleados deben renovar y actualizar sus conocimietos sobre el cargo que desempeñen, de esta forma tu empresa crecerá de forma solida y nunca se quedará atrás.

¿Es mejor crear una empresa o invertir en otras empresas?

Invertir es indispensable para cualquier persona, pues forma parte del ahorro y mi recomendación como yo hago en mi cartera de inversión es que lo hagas mediante la inversión en ETFs si quieres delegar tus inversiones y centrarte en otras cosas o invertir direcatmente en compañías si quieres obtener mayores rentabilidades.

Lo anterior es algo que todo el mundo debería hacer como forma de ahorro, pero lo que realmente te hará alcanzar la libertad financiera es sin duda crear un negocio exitoso.

Puede que te lleve varios intentos y muchos aprendizajes, pero creeme que al final merece la pena.

Cuéntame tu experiencia

¿Estás pensando en crear tu negocio? ¿Quieres pedir opinión a gente del sector? ¿Quieres compartir tu sabiduría en el emprendimiento? ¿Tienes alguna pregunta sobre el post? Pónmelo en los comentarios y te responderé personalmente.

Piensa en un amigo a quien mandarle este artículo

Alejandro Allueva

Con 18 años, después de estudiar cómo lo hacían los grandes inversores, cambié mi estilo de inversión cortoplacista centrado en comprar gráficos por una mentalidad a largo plazo y focalizada en la compra de acciones de buenos negocios.

Ese fue mi mayor acierto, lo que me llevó a lograr rentabilidades por encima del 13% anual con mi cartera de inversión y a escribir el libro Tu primera acción bursátil.

El éxito está más cerca de lo que piensas

Solo necesitas esfuerzo y un plan claro y conciso
Accede gratis para recibir el Kit de Iniciación del Éxito

Te interesa

Aprender a invertir a largo plazo a parte de dinero da: